IoSonoValeria

Mi diario de a bordo

Mamá, mamá,

16 comentarios

¿por qué microrrelato es más largo que cuento, si es más breve?

Esta ocurrencia, un microrrelato en sí mismo, pertenece a Jesús Ortega y fue una de las estupendas frases que escuché anoche, tras la presentación de Velas al Viento. Pero vayamos por partes. El mano a mano entre Andrés Neuman y el profesor bloguista  Fernando Valls fue increible. Una ponencia sobre el género, al que, según estos dos maestros, hay que cuidar, comenzando por la nomenclatura en sí misma. No vale microficción, por ejemplo, ya que esa palabra podría englobar un vídeo o película de un solo minuto. Se comentaron además otras cosas: que internet es el hogar perfecto del microrrelato; muestra de ello es el propio libro, donde se recogen los micros seleccionados por Valls en su blog La Nave de Los Locos. También se afirmó que la brevedad del texto no es tampoco el quid de la cuestión para plantearnos si estamos ante un microrrelato o no.

Sí lo es ese impulso del que hablaba Poe, aunque él lo hiciese refiriéndose a los relatos. Sí lo son especialmente,  la precisión y la concisión. En fin, que fue un placer asistir ayer tarde a esta presentación-ponencia, en la que tuve ocasión de saludar a muchas caras conocidas y alguna por conocer.

Al primero, a Ángel Olgoso, sumido, a modo de lord nostálgico, en su nube de fantástica escritura. Más tarde Isabel Mellado, Cristina García Morales, José Cruz Cabrerizo,  Carmen Córdoba, Jorge Rubio, Carmen Martínez (coordinadora del CAL), los editores Miguel Ángel Arcas y Miguel Ángel Cáliz, al sabio Jesús Ortega, Jose Antonio López y a los ya nombrados Andrés Neuman y Fernando Valls. Se leyeron microrrelatos incluidos en la recopilación de Velas al Viento (Ángel Olgoso sus “Tesoros” y “Melancolía de los Gigantes“; Isabel Mellado, “El perro que comía silencio“; Cristina García Morales, “Antes loba” y los presentadores hicieron lo propio con las creaciones de Luis Mateo Díez, José de la Colina y Ana María Shua).

Hubo incluso dos intervenciones del público, con consultas a los ponentes. Curiosamente, a los literatos que andábamos por allí, nos dio algo de corte, jajjaa.

Después, por encargo de mi amigo Pedro Herrero (incluido en el libro y que me solicitó un saludo afectuoso para D. Fernando Valls) y por puro placer de servidora, acerqué mi ejemplar a la mesa de firmas. Aquí reproduzco las dedicatorias (huelga decir que guardaré con mucho esmero mi copia de Velas al Viento en mi desordenada minibiblioteca , y que lo tendré a mano por si algún día tengo ocasión de que algún otro autor deje su sello):

– “Para Valeria, como siempre, con mis deseos de una vida dulce” (Ángel Olgoso)

-“Con mucho cariño para Valeria” (Isabel Mellado)

-“Para Valeria, en Granada, por su interés en los micros. Con aprecio.” (Fernando Valls)

-“Las naves enloquecen con Valeria T.” (Andrés Neuman)

-“Para la Dorothy Valeria Tittarelli, con cariño” (Miguel Ángel Cáliz)

-“A Valeria, la reportera más dicharachera del panorama literario granadino. Amorosamente.” (Cristina García Morales)

Un poco más tarde, llegó la parte más lúdica. El cerveceo, vamos. Y allí es donde surgen las oportunidades de escuchar genialidades, como la frase que encabeza este post “Mamá, mamá, ¿por qué microrrelato es más largo que cuento, si es más breve?”, del amigo Jesús Ortega.

Se habló incluso de este blog; se insitió en que yo debía darle un aire más rosa a IoSonoValeria y contar  por ejemplo que la más elegante de la noche era Isabel Mellado, vestida de rojo y abrigada por gabardina negra ópalo; que debía incluir las bondades que Roma le ha otorgado a Carmen Córdoba -cada día más bella-; decir por ejemplo que Jesús Ortega iba ataviado con casaca color caqui primaveral y que el atuendo le daba un aire muy de hacendado colombiano. Me negué en rotundo, lógicamente; ¿cómo iba yo a dejar constancia de esas liviedades aquí? :).

Mi deber es otro. Deciros que Isabel Mellado muy pronto publicará en Páginas de Espuma; que Miguel Ángel Cáliz tiene al menos cuatro libros a punto de editar; que Carmen Córdoba disfrutó de su momento “prologuista”; que Cristina García Morales tiene a punto su novela y casi sus maletas para su próxima aventura india, que Jorge Rubio igual me presta un relato suyo y que a todos nos gusta la cerveza, jajaja.

Se hicieron fotos, pero, más, sin embargo, no tienen gran calidad. De hecho, la primera nos envuelve a Ángel Olgoso, Andrés Neuman, Fernando Valls y a mí en un atmósfera casi de montaña rusa, tal es el movimiento que se aprecia en la imagen:

Aquí el resto. Me encanta “la foto de grupo”.

      (Isabel Mellado, Neuman, Jesús Ortega)  (JA López, Mellado, Cáliz).

Creo que la crónica de la tarde-noche acaba aquí mismo.

Vámonos a otras cuestiones…

Ayer os hablé del libro de poemas “Brújula del insomnio” de Beatriz Ruiz Granados y prologado por Carmen Córdoba. Os dejo alguna de sus creaciones:

                                                                                                  Ciudades

 /canción húmeda/

 La perfección termina deshaciéndose en las palabras. Te detienes, te giras, abres la boca. Enlazas tu lengua con mi silencio.  (Bonn, 28.abril)

 /tú/

 Sé desabrochar tu mirada del resto del mundo, del aire, de los colores, de los sueños, del silencio. Pero nunca me preguntes por qué sé hacerlo. El color de tus ojos es el de algún cielo por el que crucé algún mes de agosto, verde, como un mandamiento del deseo.   (La Laguna, 17.diciembre)

Más poesía.  Se trata del proyecto de Cangrejo Pistolero Ediciones.

Cangrejo Pistolero Ediciones nace por la necesidad y el gusto por editar la obra de jóvenes creadores que desean un primer intento en las escasas oportunidades que ofrece el panorama editorial en estos tiempos que vuelan. Se abre al mundo a finales del año 2005, aunque el tiempo de incubación ha sido de casi un año de preparativos y toda una vida de esperas y terraplenes.

Si queréis saber más sobre los autores publicados o cómo llegar a serlo, pinchad aquí. http://cangrejopistoleroediciones.blogspot.com/ .

Como colofón, un microrrelato de Víctor Lorenzo Cinca, publicado ce matin en su bitácora “Realidades para Lelos” :http://realidadesparalelos.blogspot.com/

PARÁMIDE ALIMENTARIA (Víctor Lorenzo Cinca)

Cuando interioricé el sufrimiento animal me hice vegetariano. Poco después comprendí que las plantas también eran seres vivos, y dejé de ingerirlas. A base de agua y sales minerales no duré mucho. Ahora los gusanos devoran mi cuerpo sin ningún remordimiento.

*****

Le toca el turno a la musicalidad. Hoy doble dedicatoria:

-Ésta, para el amigo Jesús Ortega, su Clavo en la Pared y sus proyectos futuros: http://www.youtube.com/watch?v=cNuMY61ZeGM

-Ésta, de Massive Attack, para el resto de nosotros, jajaja: http://www.youtube.com/watch?v=aTpky_UCNXc.

*****

Os auguro un día estupendo. Que vuestros planes, ilusiones y deseos se cumplan sin demasiado esfuerzo. Y sonreíd, que ya estamos a miércoles. Miles de besos, Valeria.

Anuncios

Autor: valeriatittarelli

Redactora freelance, community manager y bloguera. Investigación y generación de contenidos para redes sociales y blogs. Artículos, notas, reportajes.

16 pensamientos en “Mamá, mamá,

  1. Debió de ser todo un acontencimiento; la calidad de los participantes apunta a eso.
    Un saludo.

    http://elalmadifusa.blogspot.com

    Me gusta

  2. Hola, Raúl, ¡encantada!
    Fue una velada muy interesante, la verdad.
    Gracias por visitarme y hasta pronto.

    Me gusta

  3. Fue interesante sí. Me alegro de que vuelva la vidilla a la noche granaina. Cerrar bares (siempre el mismo), volver a casa con una Granada desierta… Tener la complicidad mientras un camarero te sirve de que ni él, ni casi ninguno de los que hay en el bar, puede sentir como tú que estás asistiendo a un acontecimiento único, único porque seguirás evocándolo durante días, porque le comes un poco de terreno a lo idealista de la literatura, porque te sientes bien, porque das sentido a tus búsquedas…
    En fin, que hubo cerveza, tabaco, copas, literatura, complicidades y miradas, risas… Lo que suele ser, ¿o no?

    Me gusta

  4. Sí, Carmencita… lo que suele ser más o menos… te falta el vino, y te faltan los cotilleos…

    Muy bonito tu post de hoy, Valeria.

    Abrazos, besos

    Jesús

    Me gusta

  5. Sí, flower, lo que suele y debe ser. (Aunque claro, yo siempre me pierdo el momento en que vosotros, cúspide nocturna, os váis de la lengua sin daros cuenta, víctimas de efluvios de etanol). Menos mal que luego tó se sabe :), pero no se cuenta, que es más importante.

    Gracias, Jesús.

    Me gusta

  6. Lo que daría yo por conocer esos cotilleos… Sí, la mesa era de lujo, desde luego, con Fernando y Andrés la brillantez está asegurada.
    Qué lejos queda lo de cerrar bares granadinos…
    Abrazos varios.

    Me gusta

  7. Venga, zar, planea agenda y vente a la próxima. Ponte malo en ficticio y haces rabona (¿o en tu instituto han puesto también el scanner-control?).
    pD. ¿ánimo decaido?

    Me gusta

  8. ¡Guau! cómo me apuntaría yo a un bareteo entre cuentistas y poetas en plena Graná. ¡Cachis!, y las editoriales sin presupuestos!, besos, Julián Sánchez Caramazana a escasas horas de zarpar para las islas.

    Me gusta

  9. Pues nada, dile al barco ese que desvíe ruta, Julián :).

    Me gusta

  10. Fale. Me cargo al grumete y ckupo su puesto. A partir de ahí el catalán errante se dirige a las costas andaluzas. Temblad¡¡¡¡, Muajajajajajaja….

    Besotes, Julián Sánchez Caramazana

    Me gusta

  11. si no fuera por esas reuniones sociales..

    Certamen de microrelatos, para quien guste, aquí:

    http://www.azetarevista.com/

    Me gusta

  12. Otro día me quedo a la “convidá” sin dar la “espantá”, vaya que sí. Si llego a saber que se van a destilar todos esos buenos humores contra la desorientación de los días grises y la abstenia otoñal…

    Hasta la próxima, abrazos.

    Me gusta

  13. Hola, Jordi, bienvenido.
    Escaparatearé ese certamen en unos momentos.

    José, chico, qué menos que un par de birras…:)

    Me gusta

  14. Por dios santo, ¿quién hizo la primera foto?, ¿cuántas copas llevaba encima?, ¿se pueden decir? y ¿condujo después?, ¿tendré que ir a Graná con una libreta de sanciones?. Ay, ay… más questions: La primera mujer por la derecha de la foto del grupo, morenita y simpática, con el brazo de Arcas encima, ¿es Carmen little flower, o es Cristina García Morales? Satisface, please, mi curiosidad, y muchos besotes (Ya de vuelta).

    Me gusta

  15. Cris a la derecha; Carmencita a la izquierda. Que no sabe rodearse bien el poeta…
    Bienvenida.

    Me gusta

  16. Ah, el temblor del trabajador del museo creo que se debió a la hora de cierre, nos pasamos un pelín.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s