IoSonoValeria

Mi diario de a bordo

Comenzamos la semana con una muy buena noticia!

Deja un comentario

¡Muy buenos días!

Es una buena y grata noticia comentaros que el próximo viernes 21 nos visitará Miguel Ángel Zapata para presentarnos su último libro de relatos “Equina inferior del cuadro“. Tendrá lugar a las 19.30h en Librería Picasso y tendrá un presentador de honor, Jesús Ortega. Menudo binomio de escritores, chic@s, no hay que perdérselo!!!

Y un día antes … tampoco podeís faltar a la nueva cita de la Poesía en el Palacio …:

POESÍA EN EL PALACIO
JUEVES 20 DE OCTUBRE DE 2011
20.30 horas
JOSÉ CARLOS ROSALES
Presentado por
Marga Blanco Samos

José Carlos Rosales (Granada, 1952) Ha publicado los siguientes poemarios: El buzo incorregible (Granada, Corimbo, 1988; Granada, El maillot amarillo, 1996), El precio de los días (Sevilla, Renacimiento, 1991), La nieve blanca (Valencia, PreTextos, 1995), El horizonte (Madrid, Huerga y Fierro, 2003; Premio Ciudad de San Fernando), El desierto, la arena (Sevilla, Vandalia, 2006), Libro de faros (Málaga, Puerta del Mar, 2008; antología poética y estudio preliminar sobre la figura del faro en la literatura hispánica) y Poemas a Milena (Valencia, PreTextos, 2011; Premio Internacional de Poesía Gerardo Diego). Doctor en Filología Hispánica, actualmente reside en su ciudad natal.

 Marga Blanco Samos (Granada, 1973) Ha publicado En un continente cualquiera (U. de Granada, 1997), A cierta distancia (Cuadernos del Vigía, 1998) y Mirando pájaros (Diputación de Granada, 2003). Ha sido incluida en diversas antologías. Sus últimas publicaciones son: una recopilación de columnas de opinión, Ojo avizor (col. El genio maligno, 2008) y la Guía Didáctica sobre el poeta Luis Rosales, Cosas que yo más quería (Junta de Andalucía, Granada, 2010).

 MONTAÑAS DE ARENA

Hace tiempo que miras las montañas de arena
sin saber lo que guardan. Miras cómo se extienden
sus dominios y miras también la superficie
voluble de las dunas: sabes que saben algo,
sabes que no lo dicen. Están mudas o ciegas,
han perdido su origen, y se mudan despacio,
y no cambian de sitio.

Las montañas de arena son montañas de vida
quebrada. Su silencio se volvió necesario
para que el mundo fuera capaz y vanidoso.
Pero la arena pálida que mancha los caminos
es un rastro indeleble: lo pisamos y cruje,
y seguimos andando sin encontrar el nombre
que nombra o califica.

Las montañas de arena, almacén de ceniza
donde el miedo envejece. Las montañas de arena
y su humilde mecánica: mirar dónde te paras,
pensar cómo se llega.

(De El desierto, la arena)

++++

Pronto, más novedades.  Feliz lunes, besos mil, Valeria.

Anuncios

Autor: valeriatittarelli

Redactora freelance, community manager y bloguera. Investigación y generación de contenidos para redes sociales y blogs. Artículos, notas, reportajes.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s